Cómo funcionan las empresas de transporte

Todos hemos enviado o recibido un paquete en más de una ocasión. Desde nuestro lado, la tarea es sencilla: nuestro pedido nos llegará a casa o lo recogeremos en un punto de recogida, y el destinatario hará lo propio con el envío que nosotros realicemos. Pero detrás de una gestión que parece fácil hay un gran proceso llevado a cabo por los transportistas.

Si alguna vez te has preguntado cómo funcionan las empresas de transporte y qué elementos debes tener en cuenta a la hora de elegir la más adecuada, echa un vistazo a nuestras recomendaciones y tus envíos o recogidas serán una experiencia de éxito.

Actualmente, el mercado está repleto de una gran cantidad de compañías dedicadas a la paquetería y mensajería, y elegir aquella que nos ofrezca seguridad y garantías para que nuestra mercancía llegue puntual y en condiciones óptimas es a veces una tarea ardua y en absoluto fácil.

Como punto de partida, debes saber que las empresas de transporte que operan nivel nacional e internacional incluyen una serie de servicios básicos. Aunque lógicamente, cada uno de ellos tendrá después sus propias características y variaciones, los comunes que toda compañía incluye son:

Diferentes tipos de envío y de recogida:

Para saber qué transportista se ajusta más a tus necesidades, debes valorar qué opciones te ofrece a la hora de enviar tu paquete. Modalidades urgentes o estándar, transporte terrestre, marítimo o aéreo… las posibilidades que ponen a tu disposición son muy amplias.

También podrás elegir ente entrega a domicilio, en oficina o en un puntos de entrega. La mayoría de las empresas incluyen entre sus servicios estas tres opciones con el objetivo de ofrecer la mayor flexibilidad a los usuarios.

Seguros para la mercancía:

Lo cierto es que este tipo de compañías ha evolucionado de un modo muy destacable en los últimos años, y cada vez toman más medidas para evitar posibles incidencias en los envíos, tanto dentro de sus almacenes como durante el transporte. A pesar de ello, aún existe riesgo de que el producto sufra algún golpe o se extravíe.

Por ello, ofrecen a los usuarios una serie de medidas para que, en el caso de que haya alguna pérdida o daño en el paquete, estos estén cubiertos. Actualmente, todas las empresas de transporte facilitan un seguro ya incluido en el precio, pero también puedes contratar una cobertura extra pagando algo más.

A la hora de decidirte si te vale con el seguro básico o necesitas una ampliación, deberás evaluar el valor de tu mercancía y ver si merece la pena el desembolso.

Amplio rango de precios

Como en cualquier otro tipo de servicio que contratemos, la ofertas varían mucho dependiendo de cada transportista, por lo que es imposible determinar cuál es la el más barato, ya que el precio depende de estos factores:

  • El país de origen y de destino
  • El peso y dimensiones del paquete
  • Los servicios o modalidad de envío que elijas con la empresa de paquetería
  • Volumen de envíos

Los comparadores de envíos: el enlace entre las empresas de transporte y el usuario

Ahora ya conoces los servicios básicos que te ofrecen las agencias, pero hay otro elemento clave con el que tienes que contar: el tiempo. Puesto que cada una de ellas tienen sus propias condiciones y precios, tendrás que armarte de paciencia y consultar una por una sus webs para comprobar las diferentes alternativas.

Además, como hemos indicado anteriormente, el volumen de envíos define mucho su precio, con lo que si solo quieres enviar esporádicamente, es difícil que de un modo particular encuentres ofertas.

Para solucionar estas limitaciones, nacieron los comparadores de envíos. Se trata de plataformas online que te permitirán buscar entre todas las empresas de paquetería los servicios y precios que mejor de adapten a tu paquete y a tu bolsillo. Como trabajan con volúmenes de pedidos muy elevados, su capacidad para negociar con las compañías de transporte es mayor, por lo que te podrán aplicar importantes descuentos.

Por ejemplo, Packlink ofrece descuentos de hasta un 70% en el envío de tus paquetes, tanto a destinos nacionales como internacionales. Su funcionamiento es muy sencillo: accede a su web, incluye en el cuadro “enviar paquete” los datos de origen, destino, medidas y peso, y al instante conocerás los diferentes servicios y tarifas para tu envío.

Esta plataforma mantiene acuerdos con las más destacadas empresas de paquetería. Echa un vistazo al listado de empresas de transporte con los que trabaja y comprobarás la variedad de servicios y modalidades a los que tendrás acceso.

Además, podrás realizar el seguimiento de tu envío en tiempo real y online, para que estés tranquilo durante todo el proceso.

En definitiva, si quieres ahorrar tiempo y dinero, te recomendamos que te apoyes en las ventajas que ofrece un comparador de envíos.

Todos hemos enviado o recibido un paquete en más de una ocasión. Desde nuestro lado, la tarea es sencilla: nuestro pedido nos llegará a casa o lo recogeremos en un punto de recogida, y el destinatarioLeer más